exprès


Y en medio de esta marcada vorágine, típico de estos tiempos, debo decir que no hay tiempo suficiente para simplemente sentarnos y desayunar. Porque solemos tener la costumbre de desayunar juntas. Fijamos un día y desayuno de por medio, nos sentamos y nos contamos nuestras cosas, nos escuchamos,sí, lo hacemos. Porque creo es una costumbre ya perdida en la mayoría de la gente. Porque la gente se te acerca en la calle y después del "hola" siguen un ritual en el cual preguntan cómo estás y seguido de esto, en vez de seguir el hilo normal de desenvolvimiento, retoman la palabra y nos regalan un monólogo de cómo su vida va bien o no. No creo que les importe realmente escuchar cómo está el otro. En fin, nos escuchamos, reimos y contamos cosas que pueden ser importantes y otras no tanto. Suele haber café, o café con leche y galletas con mermeladas variadas e uncluso en otras ocasiones se contaba con alguna macita de panadería.
Muchas veces lo hemos hecho. No sé si si somos conscientes del momento o simplemente lo dejamos ir como un desayuno más. Porque de eso se trata la vida, de momentos, y los hay felices, tristes, difíciles, desafiantes y hasta inesperados. Nosotros somos los que podemos manejar los momentos y sacar lo bueno y malo de cada uno. Personalmente me gusta sacar lo bueno de un momento y llamarlo momento kodack, asemejarlo a una foto. Porque en las fotos de eventos de la vida de una persona uno sonrie y por un momento se ve feliz. Hay fotos de muchas cosas, y al mirarlas me gusta recordar el momento, saber que existió y aunque pasó y terminó, fue mío. De eso se trata, dar tu tiempo a la gente que querés y sacar una foto mental de ese momento para atesorar, recordar y no olvidar. Solemos olvidar.
Me molesta que la vida pase por arriba de nosotros y ella tome las riendas de mi tiempo; quiero tener tiempo para que desayunemos juntas. Sabés que puedo hacerte una tostada con dulce de leche y escuchar lo que tu corazón tenga para contar. O para qué están las amigas?

No hay cosa que me moleste tanto como un esprés desabrido de máquina o una comida rápida lejana a lo casero.

10 comentarios:

Una entre Mil dijo...

"...No sé si si somos conscientes del momento o simplemente lo dejamos ir como un desayuno más..."

Esa clase de desayuno suele ser de lo más nutritivo para el alma, de verdad alimenta,NUTRE, la calidez que proporciona no sólo abriga ese instante, sino que protege contra el frío que uno encuentra en el común de los interlocutores, de esos,que abundan, que se les da por preguntar sólo para lanzar el vómito de su propia existencia en la que uno -nunca es sorpresa, no es más que un oído transitorio, y nunca o casi nunca sobre ese mismo oído se posará la mano de esa persona acomodándonos el cabello con una caricia después de escuchar lo malo o lo bonito que tenemos para contar.
Qué bueno entonces cuando el café o el mate de por medio es una excuda para la reciprocidad. Y qué bueno encontrarse con esa palabra y poder comentarlo con una de las personas que la hace posible :) Abrazo

antonio dijo...

Di que si.
Las riendas las debemos llevar nosotros.

BLUEKITTY dijo...

una entre mil: abrazo =)

antonio: qué efusividad ;)

Milecy dijo...

ahhhhhh lo bueno es la "excusa" para pasar el tiempo con amigas /os!!.

Recuerdo una tarde en la que Nicki (una amiga de Paraná) me mandó un mensaje diciendo: "amiga como me gustaría tenerte cerca para poder tomar unos mates"

Se me partió el alma, porque los mates eran solo una excusa para sentarnos y charlar a morir!


Disfrutar de esos pequeños momentos es lo que nos hace grande personas!


Besos nena!

BLUEKITTY dijo...

Milecy: grandes momentos, buenos momentos. No soy fana del mate a grande descreimiento de muchos por ser argentina ;P mas prefiero el té o café. Lo que sea es una excusa, como has dicho, para poder estar con la gente que uno aprecia.

saluditos

MentesSueltas dijo...

Aqui estoy visitando tus rincones y tus letras...

Te abrazo.
MentesSueltas

Psicoloca dijo...

Nena... nada como un buen cafe. Pero me destroza la panza. Ahora estoy dandole al te. Y esperando fervorosamente a mi compa de laburo para tomarnos unos mates y ponernos al día con los chismes!!
Nada mejor que compartir una infusión con alguien a quien se quiere.
Abajo los express! APESTAN!

BLUEKITTY dijo...

Mentes sueltas: pues gracias por la visita.

psico: el té está bueno, pero al parecer el mate junta más a las personas. Igual así no logro encontrarle el gusto. ¡Qué lindo charlotear con una infusión de por medio!

saluditos

Dr. J dijo...

A veces no sé qué preguntarle a la otra persona, ya que a veces siento como que ya sé todo de su vida.

Es una excelente idea. Cuanto terminemos de arreglar mi casa podría ponerla en práctica (los bares no me van).

Besos!

BLUEKITTY dijo...

Dr J, un silencio compartido de complicidad y de conocer a la otra persona, no un silencio incómodo, puede ser también algo para disfrutar acompañandolo de una taza de café.

saluditos!!