Betty Boop


Hace unas semanas atrás, vi un documental sobre varios dibujos animados que reflejaban a la mujer en diferentes épocas y las cuales llevaban cada una un mensaje en particular aunque no se les prestase atención por el mismo hecho de ser un dibujo para niños. Bastante interesante ese documental; me hizo pensar que cuando algún día tenga hijos, deberé tener cuidado con lo que consumen en la televisión porque no es sólo la violencia lo que debe preocupar sino los mensajes que les dejan los personajes y qué tipos de imágenes o héroes promueven. Tal el ejemplo que muchas veces se ha discutido de lo mal que ha hecho a muchas mujeres en distintas épocas y más aun en la actual (aunque suene gracioso o exagerado) la imagen de una princesa que espera a su príncipe azul y perfecto para que la salve de su vida y le dé un hermoso futuro donde se comen perdices y se es feliz por la eternidad,  y en la realidad se queda eternamente esperando a esos príncipes que no existen porque acá sólo hay seres humanos imperfectos.

Había una comparación que me llamó bastante la atención en este documental: dos personajes bien conocidos y famosos en cada época respectivamente, Minnie la ratona y novia del conocido ratón Mickey Mouse y Betty Boop. La primera era una "chica-ratona" siempre con tacones altos y enagua debajo de sus vestidos coquetos y a la moda tal como las mujeres de la época, maquillada las 24 horas pero de una manera sobria, dulce pero no sexi, buen humor constante y una sonrisa amplia, buena en la cocina y las tareas hogareñas y siempre estaba preparando algo de comer para su novio Mickey. Siempre se resaltaba el hecho de que estaba en la cocina y que era una buena ama de casa. Una imagen totalmente opuesta a la de Betty Boop y lo que ella como figura promovía. En algunos episodios de Betty, se la ve usando pantalones y trajes, y con maletín de oficina se dirige a trabajar. Personalmente me interesó mucho más Betty y podría identificarme màs con ella que con la ratona ama de casa y mujer ideal de norteamerica de los años 30. Aunque tampoco ninguna representan a la mujer de hoy, pero podría ser una mezcla interesante también.

Betty Boop fue el primer dibujo animado de una chica flapper: anglicismo que se utilizaba en los años 1920 para referirse a un nuevo tipo de mujeres jóvenes que usaban polleras cortas, no llevaban corsé, lucían un corte de cabello especial (denominado bob cut), escuchaban música no convencional (jazz). Las flappers usaban mucho maquillaje, bebían licores fuertes, fumaban, conducían, con frecuencia a mucha velocidad, y tenían otras conductas similares, que eran un desafío a las leyes o contrarias a lo que se consideraba socialmente correcto. Un momento de rebelión social.
Betty hizo su primera aparición el 3 de agosto de 1930, en el dibujo animado Dizzy Dishes, en la sexta entrega de las Fleischer's Talkartoon series. Por su abierta sexualidad, Betty Boop tuvo mucho éxito en el cine. Aunque esa sexualidad se suavizó durante los años 1930. Sigue siendo un personaje muy popular en la actualidad. Existen miles de productos con su imagen el día de hoy.

Me gusta la idea de promover la sexualidad natural en la figura de la mujer, que no tiene nada de malo ser linda y sexi pudiendo explotarlo más allá de mostrarse dulce e inocente como únicas posibilidades para ser una chica "correctamente" buena y no dejar malas impresiones, y a la vez mostrarse independiente y segura dentro de ella misma. Con las mismas posibilidades en actividades que un hombre (sin caer en el feminisno con el cual no comparto) sin tener que estar clavadas en un sólo lugar como la cocina, a menos que nos guste el arte culinario claro está. No hay nada de malo con ser ama de casa o disfrutar de la cocina como hobbie o incluso en casos que se convierta en un oficio. Pero que tampoco se instale en el inconsciente colectivo esta imagen de ama de casa cuando la mujer puede ser multifacética: puede ser madre, una ama de casa, trabajadora, estudiante, profesional, amante, esposa, hermana, profesora, médica, chef o lo que se les venga a la cabeza. Se puede ser muchas cosas.Muchas cosas, lo que uno se proponga creo yo.


7 comentarios:

Crazygirl dijo...

Odio ese estereotipo de la mujer en la cocina....poco a poco se va perdiendo, ya ha habido en muchos casos cambio de roles, pero siempre encuentras al machista q cree q la mujer no debe trabajar sino quedarse en la casa...
No es q sea feminista ni nada, pero es q odio las labores del hogar!!!!!!!!! Odio cocinar!!!

Sole dijo...

que deliciosa criatura es Betty Boop..amo ese personaje y su mensaje.
Me gusta que hayas puesto esa imagen..la Betty original..con un mensaje bien claro..luego llegaría el merchandising,y la multiplicación al infinito de su imagen!
muy buen post !!

Hell dijo...

De todos modos el que peor me parece es el de princesa que espera a que príncipe azul le resuelva el futuro... Admiro a las mujeres que no necesitan a nadie y son fuertes y seguras.
Saludos

BLUEKITTY dijo...

Crazy: jajajaj, yo no odio las labores de la casa, no a todas al menos. Creo que en una pareja deben intercambiarse y hacerse de a dos porque ambos viven en la casa. La palabra pareja, de par, es de a dos.
Además, una sabe que puede hacer muchas más cosas que una rica tarta en la cocina.

Sole: Betty es una masa, jajaja. Gracias.

Hell: yo espero ser una de esas fuertes jajajaj. En el fondo una siempre espera al fucking príncipe. Esos cuentos sí que nos han jodido. Pero es bueno ser princesa y a la vez independiente.

saludos gente

Crazygirl dijo...

Tienes rzon, Kitty, pero yo nunca dije q mi esposito no ayudara....de hecho, el ayuda muchisimo...pero no cocinando....q no me gusta mucho...
Pero bueno...."you can't have it all"

Atenea dijo...

No sé si has visto la película de "La sonrisa de Mona Lisa", la protagoniza Julia Roberts. Es una crítica a la sociedad de los años 50. La mujer estudiaba pero solo se esperaba de ella que fuese una buena mujercita de casa. Me han gustado mucho tus palabras y creo que la mujer de hoy puede hacer todo lo que se le pase por la cabeza sin escandalizar a nadie.
Besos

BLUEKITTY dijo...

Atenea: me acuerdo de la peli, de hecho me gustó en su momento.
No sé si te acordás de el video clip de Elton al final de la película, cuando se ven todos los concursos de belleza y de destreza en las tareas hogareñas que se muestran. Es de terror.
Por suerte, hoy podemos hacer lo que se nos cruce por la cabeza.

saluditos